04:14 h. martes, 25 de enero de 2022

Todos juntos en el desmantelamiento de lo público

la verdad de lanzarote  |  28 de enero de 2013 (10:18 h.)
José Pérez Dorta, concejal de Alternativa Democrática en Haría
JOSÉ PÉREZ DORTA: Ni grandes campañas pagadas en los medios de comunicación, ni enfrentamientos entre los distintos partidos españolistas del espectro institucional de este Tytheroygatra nuestro. En esta ocasión todos estos “defensores del interés general” actuaron a lo unísono, todos a una apostando por privatizar el agua, por privatizar los Centros de Arte Cultura y Turismo (CACTs), y en definitiva, por poner lo nuestro, lo de todos los lanzaroteños, lo que por derecho nos corresponde, en manos del capital privado

 

Ni grandes campañas pagadas en los medios de comunicación, ni enfrentamientos entre los distintos partidos españolistas del espectro institucional de este Tytheroygatra nuestro. En esta ocasión todos estos “defensores del interés general” actuaron a lo unísono, todos a una apostando por privatizar el agua, por privatizar los Centros de Arte Cultura y Turismo (CACTs), y en definitiva, por poner lo nuestro, lo de todos los lanzaroteños, lo que por derecho nos corresponde, en manos del capital privado. No se trata, entiendo yo, al contrario de lo que piensa una mayoría de lanzaroteños, de dar una respuesta, una salida al fracaso de su propia gestión, puesto que, sigo entendiendo yo, que este fracaso es tan medido como intencionado.

Entiendo que el PP, representante ideológico del liberalismo capitalista apueste por el desmantelamiento de lo público, al fin y a las postres es su ideología. Me cuesta algo más entender a los socialdemócratas del PSOE, porque aún representando a la derecha mas moderada, al menos en su discurso siempre han apostado por lo público, como también en su discurso los regionalistas de CC lo habían hecho en relación al agua y a los CACTs, . De la cuarta pata de este grupo, el PIL, nada puede sorprendernos. Máximo responsable de la situación de INALSA, el PIL en su intención de privatizarla fue el adelantado, y duramente criticado por los mismos que hoy firman la sentencia para que este bien no siga siendo público (CC y PSOE).

Así las cosas no es de extrañar que en la manifestación del pasado sábado no estuvieran ni los representantes de estas formaciones, ni sus fieles y sumisos seguidores. Y es que, además de comulgar ideológicamente con el desmantelamiento de lo público, estas formaciones, o lo que es lo mismo, muchos de sus dirigentes se juegan sus bienes, embargados judicialmente por su presunta responsabilidad en la quiebra de INALSA.

No puedo ocultar mi desencanto por no encontrar una respuesta masiva y contundente de la ciudadanía contra este abuso de dudosa legalidad, puesto que esta decisión se está tomando en algunos casos por personas con su bienes intervenidos judicialmente, y que por ello deberían abstenerse de influir en semejante decisión.

Quienes sí estuvieron fueron los representantes de la ciudadanía organizada en torno a los movimientos vecinales defendiendo nuestros intereses, y quienes también estuvieron en defensa de los intereses de los lanzaroteños fueron los distintos grupos nacionalistas, poniendo de manifiesto el resurgimiento del movimiento nacionalista.

Unos y otros, que en muchos casos son lo mismo, son la esperanza de que la lucha en defensa del interés general y contra la corrupción que nos gobierna sigue en pié.

 

J. P. Dorta