17:12 h. miércoles, 05 de agosto de 2020

Este domingo también han sido registrados los casos de una turista y un residente que volvió de vacaciones

Dan positivo en COVID-19 tres de los inmigrantes de la patera interceptada en la costa de Puntamujeres

laverdaddelanzarote.opennemas.com  |  02 de agosto de 2020 (15:05 h.)
Patera en la costa de Puntamujeres
Patera en la costa de Puntamujeres
Este domingo 2 de agosto se ha registrado 5 nuevos casos de COVID-19 en Lanzarote: 3 de los inmigrantes de la patera interceptada en la costa de Puntamujeres; así como una turista (de nacionalidad desconocida oficialmente) y un residente en Lanzarote que acaba de llegar por vía aérea de otro país.

Tres de los 31 inmigrantes que llegaron este viernes en patera a Lanzarote, han dado positivo en coronavirus, según ha confirmado la Gerencia del Hospital 'Doctor José Molina Orosa'. Todos ellos son varones, y se encuentran asintomáticos.

Recordemos que la embarcación clandestina fue avistada por el barco 'Mar Azul' sobre las 20.00 horas del citado día, cerca de la zona litoral de Jameos del Agua, siendo posteriormente remolcada por Salvamento Marítimo hasta Puerto Naos. Sus 31 ocupantes (23 hombres y 8 mujeres), todos ellos de origen subsahariano, fueron trasladados al Aula de la Naturaleza de Máguez.

- Otros 2 viajeros han dado positivo

Fuentes de la Consejería de Sanidad de Gobierno Canario han informado que "una turista" también ha dado positivo por COVID-19 este domingo, aunque no se ha informado de la procedencia de la paciente.

Asimismo se ha constatado que un residente de Lanzarote que acaba de regresar de viaje de un país extranjero (aún por especificar), se encuentra aislado por posible contagio de coronavirus.. 

En la isla se mantienen activos diez casos de Covid-19, todos en asistencia domiciliaria. De estos contagios, todos importados, cinco corresponden a personas llegadas en embarcaciones irregulares; tres son residentes que volvieron a Lanzarote desde Ucrania, República Dominicana y un tercer país que no ha trascendido; y, por último, dos turistas: una mujer catalana que viajó a La Graciosa y otra de la que, todavía, se desconoce la procedencia.