10:32 h. lunes, 28 de septiembre de 2020

EN EL CUARTELILLO "SE NEGARON" A RECOGER LA DENUNCIA, Y EL JEFE DE SERVICIO "NO QUISO" DAR SU NúMERO DE PLACA

Un empresario denuncia haber sido agredido por un policía local de Yaiza

laverdaddelanzarote.com  |  24 de mayo de 2014 (10:38 h.)
Blas Brito denunciando su agresión a manos de un Policía de Yaiza
Blas Brito denunciando su agresión a manos de un Policía de Yaiza

O2 RADIO - LA HORA DE LA VERDAD: El empresario Blas Brito Cañada ha denunciado en el Juzgado de Guardia, haber sido objeto de "una agresión" por parte de un agente de la Policía Local de Yaiza, "sin haber mediado provocación alguna". Más aún, el demandante ha asegurado que "en el Cuartelillo se negaron a recoger mi denuncia" y que el "Jefe de Servicio de la Policía se negó en todo momento a darme su número de placa" pese a que está obligado a ello por la Ley.

FOTOS: AMÓS MACHÍN. Tal y como recuerda Blas Brito, en la mañana del pasado jueves 22 de mayo, "yo iba circulando por la calle Correillo, en Playa Blanca, y como no encontraba aparcamiento, estacioné sobre la acera cerca del SuperDino". Fue entonces "cuando apareció un guardia municipal bajito, que me dijo de malos modos que yo estaba mal aparcado, a lo que yo le respondí que sólo iba a estar un momentito en el supermercado", asegura, "incluso le indiqué que había más vehículos mal aparcados en los alrededores". Sin embargo, según el denunciante, "el agente se puso muy gallito y me puso la multa, por lo que arranqué y me marché".

- "Me pegó un fuerte empujón con las manos en el pecho"

Continúa relatando Brito que "poco después apareció otro guardia municipal, que me hizo señas con la mano para que detuviese la marcha, lo cual yo obedecí. Entonces me bajé del coche, y le pregunté qué ocurría... Pero no dio tiempo de más nada, porque en ese momento apareció el primer policía, haciendo sonar la sirena de su moto como si hubiera una persecución". Fue en ese momento, según denuncia, que "el guardia bajito me pegó un fuerte empujón con las dos manos en el pecho, sin mediar palabra alguna... Le pregunté 'por qué me empujó', y su respuesta fue otro empujón... Y su compañero no hizo nada por evitar la agresión".

Tras el incidente, Blas Brito llamó al Cuartelillo de la Policía de Yaiza, y tras explicar lo ocurrido pidió que le pasaran con el Jefe. "Me dijeron que no se encontraba localizable", asegura, "entonces pedí hablar con el Concejal de Policia, Francisco Guzmán Rodríguez, y tampoco pudieron o quisieron pasarme. Finalmente les dejé mi número de teléfono para que me llamaran... Todavía sigo esperando".

- "El concejal, Francisco Guzmán Rodríguez, sigue 'desaparecido'"

Poco después, explica Brito, "apareció el Jefe de Servicio, al que conozco hace tiempo, y le conté lo ocurrido, y me aconsejó que presentara una denuncia en el Cuartelillo. Y yo le pedí su número de placa para adjuntarla a la denuncia, y SE NEGÓ ROTUNDAMENTE... Según tengo entendido, si un policía se niega a dar su número de placa a requerimiento de un ciudadano, ES UN DELITO". En vista de lo ocurrido, Blas optó por acudir a la Central de la Policía Local de Yaiza para presentar la denuncia, y cuál no fue su sorpresa cuando el agente de guardia le dijo que "ALLÍ NO SE HACEN ESAS DENUNCIAS, que fuera a la Guardia Civil... Según tengo entendido, si la Policía se niega a recoger una denuncia, aunque sea contra un compañero de ellos, ES UN DELITO".

- "Sólo faltó que me pegaran un tiro"

Para colmo de males, según manifiesta el denunciante "a la vuelta, a la altura del Marina Rubicón, me encontré al Jefe de Servicio junto al 'rambito' que me empujó y su compañero, mirando para mí, señalándome con descaro y riéndose...Entonces me dirigí a ellos para pedirles su número de placa, y salieron corriendo en sus motos". Dolido por la impotencia, Brito alega que "sólo les faltó pegarme un tiro... La Policía Local en general es buena, pero este tipo de carroña se protegen unos a otros".

Motivo por el cual ha optado por denunciar los hechos en el Cuartel de la Guardia Civil y en el Juzgado de Guardia. Añadiendo que "el concejal Francisco Guzmán, con el que antaño tuve una buena relación, no se ha atrevido a dar la cara...".