20:18 h. miércoles, 18 de mayo de 2022

La Delegación del Gobierno confirma ahora que la patrullera intentó "cortar el rumbo" a la patera

la verdad de lanzarote  |  18 de diciembre de 2012 (16:21 h.)
Donde antes dije digo, ahora digo Diego. Esa ha sido la reacción de la Delegada del Gobierno en Canarias, María del Carmen Hernández Bento, tras írsele de las manos el "asunto de la patera". Las declaraciones de la Unión de Guardias Civiles en LA VERDAD DE LANZAROTE del pasado sábado; y la información en este mismo medio dada por fuentes cercanas a Salvamento Marítimo, han provocado que los múltiples interrogantes fueran recogidos por el resto de los medios de comunicación a nivel internacional. Así que la propia Delegación del Gobierno ha cambiado su versión en un nuevo comunicado.

COMUNICADO ÍNTEGRO DE LA DELEGACIÓN DEL GOBIERNO: "A las 00:35 horas del día 13/12/13, cuando la patrullera “Cabaleiro” prestaba servicio de vigilancia propio de la especialidad, encontrándose la embarcación atracada en el Puerto de La Graciosa, reciben a través del radio teléfono SIRDEE, llamada dimanante del COS de la Comandancia de Las Palmas, participando que el SIVE de Lanzarote había avistado un eco sospechoso en la posición 29º 02` 99”N, 013º 23´ 47”W, próximo al Cabo Ancones el cual por rumbo, tamaño y velocidad podría tratarse de una patera, ordenando que se dirigiese al punto para su comprobación.

Aproximadamente a las 01:30 horas, cuando la patrullera se dirigía al punto indicado, saltan las alarmas acústicas y luminosas de los Jets, produciéndose una avería y viéndosemermada considerablemente la capacidad de maniobra de la patrullera.

El patrón de la embarcación participa al COS la referida avería, informando así mismo que se dirigían al puerto más cercano (Arrecife) al objeto de intentar efectuar las reparacionesoportunas.

Durante el trayecto hacia el puerto de refugio, el motor de Br baja su régimen hasta 700 rpm, sin responde a los mandos ni en avante ni marcha atrás, quedándose fijo.

Siendo aproximadamente las 02:00 horas, y encontrándose a unas 3 millas al N del puerto de Arrecife, se detecta en el radar de la patrullera un eco pequeño, situado en proa de la embarcación, a menos de 1/2 milla de distancia de la costa y rumbo a ésta; comprobándose con la cámara térmica de la primera que se trataba de una patera ocupada por un número indeterminado de personas.

Con el objeto de evitar que esta última siga rumbo a la costa, ya que se trata de una zona muy accidentada, de fondo rocoso y escarpado, constituyendo esto un evidente peligro para la integridad de los ocupantes de la patera, la patrullera, la cual en todo momento navega con las luces de navegación encendidas, maniobra para cortarle el rumbo y evitar que la patera se dirija a ese punto de tierra, alumbrando a la misma con el foco de búsqueda para mejorar su avistamiento e indicar su posición al personal desplegado en tierra, observando en ese momento como el patrón de la patera suelta el timón de la misma y, con el objeto de no ser identificado se arroja sobre los ocupantes de ésta con la intención de confundirse entre ellos, dejando a la embarcación sin gobierno y con arrancada avante con rumbo hacia la patrullera; intentando efectuar el patrón de esta última un cambio de rumbo a babor, con el objeto de evitar la colisión, no respondiendo los elementos de gobierno hasta impactar con la patera de forma irremediable.

Tras la colisión, la cual tuvo lugar en la posición 28ª 59´N, 013ª 28,8W, se pudo observar como varios ocupantes de la patera permanecían en su interior y otros, sin poder determinar cantidad exacta, se encontraban en el agua asido a los costados de la embarcación, procediéndose a participar la situación al COS, al objeto de que por parte de esa central seactivase a Salvamento Marítimo de Arrecife, así como a lanzar al agua todos los elementos flotantes de la patrullera que pudiesen constituir un auxilio para los ocupantes de la patera, arrojando aros salvavidas, defensas y otros medios disponibles, consiguiendo rescatar y subir a bordo un total de diecisiete inmigrantes.

Uno de los Guardias Civiles, arriesgando su propia integridad, no dudó en lanzarse al aguapara socorrer a las personas que se encontraban más alejadas de la patera y de la patrullera,consiguiendo salvar la vida de al menos dos de los náufragos, tomando el patrón posteriormente la patrullera rumo a puerto para desembarcar a los auxiliados en cuanto llega la Salvamar Al Nair dal Batum.

El Juzgado nº 3 de Arrecife de Lanzarote, instruye las diligencias oportunas".