17:32 h. miércoles, 19 de junio de 2024
Nicolás Montero

Este Lobera no se entera

Analista deportivo

Nicolás Montero | 02 de febrero de 2014

FÚTBOL DE GARRAFÓN

 

Si la pifia con el Alaves ya fue de por sí altamente sonrojante, lo de Ipurúa sólo hace confirmar el enorme cajón desastre en que se ha convertido ésta UD LAS PALMAS con el tal Lobera como jefecillo de todos los peloteros que conforman la plantilla.

Capaz de pintarle la cara al Coruña en Riazor, ésta UD LAS PALMAS también lo es por sus flagrantes deméritos, de borrarse por sí sóla de muchos partidos mostrando una endeblez impropia de un equipo que quiere acometer el ansiado asalto a la Primera División.

No está siendo capaz el actual técnico del conjunto amarillo en poder darle un mínimo equilibrio a esta plantilla, con algunos jugadores que no están dando la talla y con otros que no asimilan el patrón de juego que marca el entrenador aragonés. La esperada salida del grupo de los defenestrados Tato, Atouba además del ya apartado David González, son sólo una muesca de los caprichos de Sergio Lobera que no cuenta con una serie de pérfil de jugadores, pero que por contra mantiene en el plantel a algunos otros que han aportado casi lo mismo que "el moco"(David González) que no pertenece a la plantilla desde la pasada temporada.

Con un juego en muchas ocasiones y partidos totalmente deslavazado y sin criterio, dejándolo todo a los pequeños destellos de Valerón, al empuje y coraje de Apoño o a la solvente calidad del iraní Masoud; el futuro inmediato de ésta UD LAS PALMAS para verse la próxima campaña en la élite del fútbol estatal está tan cerca como el Polo Norte lo está con el archipiélago.

Sin duda un equipo cargado de NOMBRES pero también con algún que otro NOMBRETE, que se mantiene arriba con la ley del mínimo esfuerzo pero que desgraciadamente va contemplando como el horizonte de los dos primeros clasificados cada vez está más lejano. Y es que éste plantel se basta por sí sólo, casi sin dirección técnica alguna, para estar en esa zona noble que actualmente ocupa. Ahora sólo le falta que la figura del entrenador le de la "vuelta de tuerca" necesaria para que el equipo sea un equipo y opte sin ninguna clase de excusa barata a los dos primeros puestos de la tabla.

La figura de Sergio Lobera, al que algunos lumbreras habían bautizado gratuitamente como aventajado discípulo del mal llamado GUARDIOLISMO, no acaba de encajar, y lleva ya su tiempo, en la fisonomía técnica de esta UD LAS PALMAS. Con alguna que otra diferencia con algún que otro miembro de la estructura técnica del club, Lobera no está sabiendo leer ni entender al buen equipo de futbolistas que le ha puesto en bandeja su jefazo, Miguel Ángel Ramírez.

Hasta el momento no está haciendo bien sus deberes Sergio Lobera que ha "acomodado" a la UD LAS PALMAS simplemente en los puestos para el Play-Off, lugares éstos a los que aún pueden optar hasta una docena de equipos, incluido el CD TENERIFE que a la "chiquita callando" ya cierne su sombra sobre el gigante amarillo.

Aún queda camino por recorrer; no meterse en los Play-Off sería sin duda un FRACASO monumental para éste ambicioso proyecto, pero es que aún consiguiendo este "SEGUNDO PLATO" de estar entre el tercer y sexto clasificado, tampoco sería ninguna proeza ni mucho menos para agasajar el trabajo de Lobera. Máxime visto la escasa regularidad mostrada por esta UD LAS PALMAS en liga, no me quiero ni imaginar esa misma regularidad cuando tenga que vérsela a doble partido con esos equipos en la lucha por el ascenso. Y si no que se lo pregunten al Almería.

Otras opiniones
Autores de opinión
Facebook