17:53 h. martes, 16 de abril de 2024

La Guardia Civil de Yaiza localizó al autor del delito a través del número de cuenta bancaria en que se transfirió el dinero

Le estafó 5500 euros a una "amiga" haciéndose pasar por vendedor de coches

 |  16 de octubre de 2022 (20:38 h.)
Equipo de investigación de la Guardia Civil
La Guardia Civil de Yaiza investigó el pasado 19 de septiembre a un hombre de 38 años, con antecedentes por hechos similares, como presunto autor de un delito de estafa tras engañar a una amiga haciéndose pasar por vendedor de coches de segunda mano.

El pasado 9 de septiembre, la Guardia Civil tuvo conocimiento de los hechos ocurridos a raíz de una denuncia presentada por la perjudicada, informando que había sido víctima de un fraude al confiar en un amigo el cual la engañó para que transfiriera 5.500 euros para la compra de un vehículo de segunda mano.

La persona perjudicada, tras entablar una relación de amistad con el autor del citado delito, le comentó que tenía la intención de adquirir un vehículo de segunda mano, informándole el delincuente que se dedicaba a la compraventa de vehículos y que si quería le podía gestionar la compra de uno.

- No tenía ninguna relación comercial con el propietario del coche

Seguidamente, le envió fotografías del mismo mediante una aplicación social donde se podía observar la matrícula, debiendo hacer una transferencia de dinero a su cuenta bancaria. La denunciante depositó el dinero el 31 de agosto y tras esperar una semana aproximadamente y no recibir comunicación ninguna en relación al vehículo, contactó nuevamente con el investigado, el cual comenzó a excusarse y dar falsas justificaciones. En ese momento la persona afectada descubrió que había sido víctima de un fraude.

El Área de Investigación del Puesto Principal de Yaiza realizó las pesquisas policiales oportunas y las diversas gestiones para el esclarecimiento de los hechos acontecidos, con los datos obtenidos en la denuncia. Finalmente, los agentes en el ejercicio de sus funciones y tras realizar las gestiones pertinentes con el propietario legítimo del vehículo, comprobaron que no conocía al presunto autor ni tenía ninguna relación comercial con el mismo. Además los investigadores pudieron corroborar la titularidad de la cuenta bancaria donde se depositó el dinero transferido, obteniendo todas las pesquisas policiales necesarias para la identificación del autor del hecho delictivo.

Las diligencias instruidas al efecto han sido puestas a disposición del Juzgado de Guardia de Arrecife.